Publicidad
Publicidad

Resonancia magnética basada en el azúcar para detectar el cáncer precozmente

Un estudio de la Universidad Johns Hopkins (JHU) sugiere que biomarcadores relacionados con la glucosilación podrían mejorar la eficacia de las biopsias.

Estudios previos habían determinado que la resonancia magnética (MRI) de ajuste fino puede detectar los azúcares por la manera en que éstos interaccionan con las moléculas de agua que los rodean. Aunque ya existían técnicas para realizar este tipo de estudios, éstas requerían la inyección de medios de contraste dirigidos ...

Estudios previos habían determinado que la resonancia magnética (MRI) de ajuste fino puede detectar los azúcares por la manera en que éstos interaccionan con las moléculas de agua que los rodean. Aunque ya existían técnicas para realizar este tipo de estudios, éstas requerían la inyección de medios de contraste dirigidos a las proteínas extracelulares que son deglucosiladas. En el nuevo estudio, publicado en la revista Nature Communications, los científicos compararon la señal de MRI producida por las mucinas en estado glucosilado o deglucosilado en varias líneas celulares cancerosas. A través de este método pudo constatarse que las mucinas de las células tumorales llevan adosada una cantidad de azúcares marcadamente inferior que las células normales. Es la primera vez que la mucosidad celular muestra utilidad con una técnica de imagen, indica Jeff Bulte, profesor de radiología en JHU. En la transición a célula cancerosa, algunas de las proteínas de la membrana celular se deshacen de sus azúcares, reduciendo la cantidad de mucosidad, probablemente debido a la disminución del espacio intercelular. La detección de una molécula que ya está en el cuerpo permite obtener una imagen de la totalidad del tumor, una posibilidad hasta ahora inviable con los medios de contraste actuales, que alcanzan sólo una proporción de la masa tumoral.

Por el momento la técnica sólo ha sido usada en células in vitro y en ratones, aunque se espera poder iniciar en breve los experimentos necesarios para comprobar si la técnica diferencia los tumores benignos de los carcinogénicos en animales vivos. De confirmarse su validez, los investigadores creen que la técnica podría ser usada para detectar las fases tempranas del cáncer, monitorizar la respuesta a la quimioterapia y asegurarse de que las biopsias son recogidas en la parte más agresiva del tumor.

Publicidad
Publicidad
Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.