Publicidad
Publicidad

Un grupo de marcadores circulantes y de orina ofrece alto valor diagnóstico en el autismo

La inteligencia artificial ha contribuido a diseñar el primer test de su clase con elevada fiabilidad.

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado el que podría convertirse en el primer test bioquímico sencillo para el diagnóstico del autismo en la población pediátrica. Se basa en la determinación de dos tipos de compuestos pertenecientes al grupo conocido como productos finales de glucosilación avanzada (AGEs), y de la ...

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado el que podría convertirse en el primer test bioquímico sencillo para el diagnóstico del autismo en la población pediátrica. Se basa en la determinación de dos tipos de compuestos pertenecientes al grupo conocido como productos finales de glucosilación avanzada (AGEs), y de la ditirosina, un marcador de daño oxidativo.

En la comparación de los datos de 38 pacientes pediátricos con desorden del espectro autista (ASD) y 31 niños y niñas sin ninguna afectación, se constató un aumento de AGEs y ditirosina en el primer grupo. Éste también mostró un aumento de la excreción urinaria de compuestos oxidados libres. El estudio de la gestión renal de los aminoácidos indicó que el ASD se caracteriza por una deficiencia en el aclaramiento de la arginina y de uno de los AGEs estudiados.

Los resultados globales de este test diagnóstico demostraron ser mejores que cualquiera de los actualmente existentes, según indica Naila Rabbani, co-autora del estudio. La investigadora también afirma que su obtención ha sido posible gracias al empleo de un algoritmo basado en técnicas de inteligencia artificial. Los autores indican que el uso de este test podría contribuir la detección temprana de la enfermedad y, por ende, al pronto establecimiento de tratamiento.

 

Publicidad
Publicidad
Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.