Identifican el posible interruptor principal de la inmunoterapia del cáncer


29-12-2017
Un estudio revela que una única proteína programa la residencia de los linfocitos T citotóxicos en los tumores y lugares de infección.
 

La revista Nature ha publicado los resultados de una investigación que revela el papel fundamental de la proteína Runx3 en la localización de los linfocitos T CD8+ citotóxicos en tejidos no linfoides. Matthew Pipkin, director del estudio, afirma que las señales moleculares que controlan la diferenciación y homeostasis de los linfocitos residentes eran hasta ahora poco conocidas.

El nuevo estudio revela que estas células constituyen una subpoblación diferente de la que da lugar a los linfocitos de memoria circulantes, una diferencia que puede apreciarse en los niveles de expresión génica y de accesibilidad de la cromatina. Utilizando una combinación de técnicas computacionales y cribado de ARN in vivo, los investigadores constataron que Runx3 promueve la expresión de genes cruciales para la residencia e inhibe los relacionados con la egresión tisular y recirculación.

Los genes de residencia asociados a la actividad de Runx3 en los linfocitos que infiltran los tumores son comunes a humanos y ratones, según indica Pipkin. En animales deficientes en Runx3 la transferencia adoptiva de linfocitos T residentes de memoria no resultó en la acumulación de linfocitos infiltradores del tumor, como de otro modo cabría esperar. En estos ratones el tumor creció más rápidamente y se asoció a mayor mortalidad.

Los hallazgos podrían tener implicaciones en la potenciación de las terapias anti-tumorales, concluyen los investigadores.