Publicidad
Publicidad

Descubren un nuevo mecanismo para las aberraciones cromosómicas en el cáncer

El hallazgo pone en tela de juicio la hipótesis tradicional acerca de cómo las células tumorales superan la mitosis.

Científicos del Centro Alemán de Investigación Oncológica (DKFZ) han descubierto que los centrosomas de las células tumorales están provistos de más de 2 centriolos. Los centriolos son los componentes principales de los centrosomas, estructuras responsables de que los cromosomas se distribuyen de manera equitativa entre las células hijas tras la ...

Científicos del Centro Alemán de Investigación Oncológica (DKFZ) han descubierto que los centrosomas de las células tumorales están provistos de más de 2 centriolos. Los centriolos son los componentes principales de los centrosomas, estructuras responsables de que los cromosomas se distribuyen de manera equitativa entre las células hijas tras la división celular. Ya se conocía que los tumores presentan un número variable de cromosomas en sus células, debido a la existencia de más de 2 centrosomas.

A pesar de que los centrosomas supernumerarios se agregan para evitar que se generen más de 2 células hijas, los cromosomas son frecuentemente distribuidos de forma desigual. Hasta ahora se creía que esos agregados contribuían a la supervivencia del tumor, afirma Alwin Krämer, investigador en el DKFZ. Sin embargo, la nueva evidencia sugiere que este no es el caso y que estas células no prosperan. Ello indicaría que los errores que conducen a la distribución desigual de cromosomas tienen lugar con anterioridad.

La generación de múltiples centriolos distribuidos de manera desigual en el agregado formado por los centrosomas implica que un mayor número de cromosomas será arrastrado por la localización donde más centriolos. Aunque esto resulta igualmente en una distribución desigual de los cromosomas, el resultado no es la muerte celular, como ocurre en el caso de múltiples centrosomas, sino la proliferación y el aumento de la masa tumoral.

Los hallazgos pueden tener implicaciones terapéuticas, ya que las terapias actuales intentan impedir la agregación de los centrosomas. Si este mecanismo es poco relevante en la supervivencia del tumor, entonces estas terapias podrían ser poco eficaces, concluye Krämer.

Foto: Alwin Krämer/DKFZ

Publicidad
Publicidad
Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.