Publicidad
Publicidad

El cáncer de próstata crece como el más frecuente entre los hombres españoles

El cáncer de próstata afecta a más de 1,2 millones de hombres en el mundo, siendo el tumor oncológico más frecuente en varones.

El próximo 11 de junio se celebra el Día Mundial del Cáncer de Próstata para concienciar a la población masculina acerca de la importancia de un diagnóstico precoz de esta enfermedad y de un tratamiento adecuado. ABEX Excelencia Robótica contribuye al propósito de esta fecha gracias a la difusión de ...

El próximo 11 de junio se celebra el Día Mundial del Cáncer de Próstata para concienciar a la población masculina acerca de la importancia de un diagnóstico precoz de esta enfermedad y de un tratamiento adecuado. ABEX Excelencia Robótica contribuye al propósito de esta fecha gracias a la difusión de información sobre esta enfermedad y a la implementación de programas de cirugía robótica a través del sistema quirúrgico da Vinci para el tratamiento de tumores oncológicos.

Cáncer de próstata en España y en el mundo

Según la AECC, el cáncer de próstata es el más frecuente en hombres en España, y el segundo más frecuente teniendo en cuenta a la población general, diagnosticándose más de 35.000 nuevos casos en el año 2021. En cuanto a la tasa de mortalidad, en nuestro país se encuentra el tercero, con un 5,8%, por detrás del cáncer de pulmón y del colorrectal. Si se tiene en cuenta a la población total, se encontraría en el quinto puesto en el índice de mortalidad, detrás del de pulmón, colon, páncreas y mama.

En el mundo, el cáncer de próstata afecta a más de 1,2 millones de hombres, es el cáncer más frecuente en varones y constituye la segunda causa de mortalidad por tumores oncológicos. Su incidencia aumenta con la edad y se diagnostican aproximadamente 1.276.106 casos nuevos al año a nivel mundial, habitualmente en hombres mayores de 70 años.

Síntomas, prevención y factores de riesgo

Una de las principales características de este cáncer es que no produce síntomas en las fases iniciales por lo que el diagnóstico precoz es fundamental para lograr la curación del paciente. De hecho, los controles habituales permiten que más del 90% de los cánceres de próstata se detecten a tiempo. Tal y como afirma el Dr. Francisco Anglada, responsable de urología del Hospital Reina Sofía de Córdoba, en la mayoría de los casos diagnosticados el cáncer de próstata es asintomático: "Habitualmente se diagnostica al realizar un chequeo rutinario, o porque se acude a consulta por síntomas urinarios".

En fases más avanzadas, los síntomas pueden ser el incremento en la frecuencia al orinar, pérdida de peso, disfunción eréctil o presencia de sangre en la orina o en el semen.

Actualmente, no están identificados factores de riesgo ambientales o tóxicos que se relacionen de forma directa con esta enfermedad, por lo que el principal factor de riesgo sería la edad, ya que la incidencia incrementa a partir de los 50 años.

La cirugía robótica como uno de los tratamientos menos invasivos

Cuando el tratamiento requiere de una prostatectomía radical, la cirugía robótica con da Vinci se distingue por su técnica quirúrgica avanzada y mínimamente invasiva para la erradicación del cáncer de próstata. Esta intervención consiste en la extirpación de la próstata y las vesículas seminales preservando las estructuras que aseguran que se conserve la capacidad eréctil y la continencia urinaria.

El sistema quirúrgico da Vinci permite que el cirujano realice la operación sentado a los mandos de una consola desde donde controla los brazos robóticos, los cuales conceden una gran precisión y libertad de movimientos. La intervención quirúrgica realiza cuatro pequeñas incisiones de 5-10 milímetros, por lo que el tiempo de hospitalización del paciente puede reducirse a 48 horas, con una recuperación y vuelta a la vida normal mucho más rápida.

Con la cirugía robótica obtienen ventajas tanto paciente como cirujano, ya que el sistema robótico da Vinci aporta una visión 3D y un aumento de hasta 10 veces, además de que el médico reduce el esfuerzo y la tensión en las manos gracias al uso de los brazos robóticos. Para el paciente, se disminuye el dolor postoperatorio, el riesgo de sangrado es mínimo tanto durante la intervención como después y disminuye el riesgo de consecuencias como la incontinencia o la disfunción eréctil.

Como explica el Dr. Anglada: "En el cáncer localmente avanzado, técnicas quirúrgicas como el sistema robótico da Vinci, tienen un papel muy importante, permitiendo aplicar la cirugía de mínima invasión incluso en casos en los que una operación tradicional sería desaconsejable. Una puerta abierta a la esperanza de vida de estos pacientes".

Publicidad
Publicidad
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Cookie Consent

This website uses cookies or similar technologies, to enhance your browsing experience and provide personalized recommendations. By continuing to use our website, you agree to our Privacy Policy

Nuestros Podcasts