Congreso SEN: investigación clínica y epidemiológica en la pandemia


30-11-2020
Durante esta pandemia, provocada por la Covid-19, se han incrementado los estudios e investigaciones clínicas y epidemiológicas. El Congreso de la SEN lo ha reflejado en una ponencia con varios expertos, durante la tarde del lunes.
 

A finales de febrero de 2019 ya había más de 200 estudios publicados, al haber una importante reacción investigadora. Una conclusión que ha relatado en su exposición Antonio Portolés, del Hospital Universitario Clínico San Carlos, de Madrid. Ha narrado algunas de las barreras en la investigación Covid-19 como los requisitos regulatorios, recursos financieros, las fake news, o una información cambiante.

El experto ha remarcado la motivación y el esfuerzo extraordinario en investigación, mientras que "la rapidez no debe impedir la calidad y seguridad, y es esencial investigar que seguir tratando a ciegas". Además cree que se debe colaborar en redes y plataformas y una organización de la investigación.

congreso-sen-investigacion-clinica-y-epidemiologica-en-la-pandemia

Mónica Kurtis, del Hospital Ruber Internacional de Madrid, ha relatado alguno de los estudios españoles sobre el impacto de la pandemia en pacientes neurológicos. Según éstos, "un estudio sugiere que la incidencia es mayor en la epilepsia activa que en la población general". Mientras que la enfermedad neurológica crónica discapacitante, la demencia y la epilepsia activa posiblemente aumentan la mortalidad por Covid-19.

congreso-sen-investigacion-clinica-y-epidemiologica-en-la-pandemia

También se concluye que, en estos pacientes, un porcentaje variable de estos empeoró de su enfermedad de base en el confinamiento. Mónica Kurtis ha destacado nuevamente la telemedicina que está aquí para quedarse y cree que en estudios futuros, "se deben combinar medidas objetivas con resultados reportados por pacientes y realizar estudios multicéntricos españoles".

Por su parte, David Ezpeleta, del Hospital Universitario Quirón Salud, de Madrid, y perteneciente al Grupo de Estudio de Neuroepidemiología ha destacado cómo se realizó y funcionó el registro SEN Covid-19, "que organizamos desde el inicio de la pandemia, en menos de 72 horas, con informes semanales desde la primera semana para reseñar todo aquello destacado que se iba detectando".

congreso-sen-investigacion-clinica-y-epidemiologica-en-la-pandemia

Para el experto, el registro ha servido para aportar información al neurólogo cínico para sospechar la posibilidad de una infección por Covid-19 en escenarios menos habituales. "El registro se puso en marcha el 17 de marzo y hasta la fecha se han recibido datos de 179 casos de 14 CCAA". También se ha colaborado con otros países y sociedades científicas para su elaboración y los resultados se dan a conocer en congresos y revistas nacionales e internacionales.

Sara García, del Instituto Karolinska, de Estocolmo, ha explicado cómo ha sido esta experiencia Covid-19 en Suecia. "Aquí hemos tenidos un enfoque diferente, pues las medidas han sido voluntarias, sin estado de alarmas, sin mascarillas, con gran exceso de mortalidad en las residencias". La experta también ha resaltado que hubo un cierre/reducción de unidades de memoria.

La doctora Maria Encarnación Andreu, del Hospital Universitario Virgen de la Arrixaca, de Murcia, se ha centrado en la actividad física en el riesgo de demencia. Se ha visto que la actividad física produce una reducción de la mortalidad y de riesgo de demencia e ictus.

Ha remarcado, en su exposición, que la demencia es un importante problema de salud pública. "En los resultados preliminares, la práctica moderada de la actividad física recreativa redujo el riesgo de demencia y Alzheimer en esta pandemia".