Publicidad
Publicidad

Podemos pretende que la Salud no sólo esté presente en las políticas sanitarias

Las encuestas sitúan a Unidos Podemos en la segunda posición de las elecciones de este domingo. Podemos reclama un compromiso de la sociedad con el mantenimiento del sistema sanitario en nuestro país, incrementando su financiación anual en torno a 8.800 millones de euros al año y desarrollando mecanismos que maximicen los resultados.

Tres son los pilares fundamentales del programa de Podemos, que se presenta a las elecciones de este domingo en la coalición Unidos Podemos. Los glosa Javier Padilla Bernáldez, miembro del Área Estatal de Salud-Sanidad de Podemos: (1) un incremento de la transparencia y la rendición de cuentas como forma de ...

Tres son los pilares fundamentales del programa de Podemos, que se presenta a las elecciones de este domingo en la coalición Unidos Podemos. Los glosa Javier Padilla Bernáldez, miembro del Área Estatal de Salud-Sanidad de Podemos: (1) un incremento de la transparencia y la rendición de cuentas como forma de abrir puertas y ventanas de la gestión pública en Sanidad y optimizar la gestión de fondos públicos; (2) un impulso a la participación multinivel, implicando no sólo a la ciudadanía sino también de forma muy importante a los profesionales, para hacerlos partícipes de la elaboración e implantación de políticas públicas en Salud; y (3) una visión de determinantes sociales en Salud, de modo que no sólo la salud esté presente en las políticas sanitarias sino también en el resto de políticas que tienen que ver con la misma (urbanismo, medio ambiente, igualdad, educación, etcétera), haciendo que esto ayude a disminuir las desigualdades en Salud.

Garantizar la sostenibilidad

¿Qué actuaciones son más urgentes, según su partido político, para garantizar la sostenibilidad del sistema sanitario en nuestro país? Responde que es necesario desarrollar actuaciones a dos niveles. “Por un lado, en relación con la sostenibilidad externa del sistema, esto es, el compromiso de la sociedad con la financiación suficiente del mismo, hay que quitarle al sistema la soga de financiación que tiene alrededor del cuello, incrementando su financiación anual en torno a 8.800 millones de euros al año, de modo que volvamos a unos niveles de inversión por habitante similares a los de antes de los recortes. Por otro lado, hay que desarrollar los mecanismos para que ese incremento de financiación no se traduzca en una vuelta a los errores del pasado, sino que maximice los resultados obtenidos con una financiación determinada (sostenibilidad interna). Aquí incluiríamos, como ejes fundamentales, el impulso decidido a los procesos de evaluación como eje fundamental para las decisiones de financiación de prestaciones, el incremento de la inversión en políticas de Salud pública (caminando hacia el cumplimiento de la Ley General de Salud Pública) y la universalización completa y real de la Sanidad para todas las personas residentes en nuestro país”, detalla. “Creemos que un sistema sólo puede ser sostenible cuando la población cree en él y apuesta por él, y eso no ocurrirá en un sistema que tiene segmentada su cobertura”, añade.

Contra las inequidades

Padilla apunta dos tipos de inequidades en nuestro Sistema Nacional de Salud (SNS). Afirma que están las inequidades de tipo territorial. La idea de su partido es implantar mecanismos de medición y evaluación para saber concretamente su magnitud, impulsar el papel del Consejo Interterritorial del SNS como eje de coordinación, “y no como lugar de batalla partidista”, y poner a disposición de las CC AA más desfavorecidas financieramente los elementos necesarios para corregir dichas inequidades, “en el caso de que sean debidas a problemas de infrafinanciación y no a temas de falta de voluntad política”. Señala que también hay las inequidades de tipo social. Comenta que “hay datos de que la población con una clase social más baja tiene peor salud y además un menor acceso a los sistemas de salud”. Por ello, tanto la Atención Primaria como los servicios de Salud pública “han de jugar un papel determinante en la reversión de estas inequidades”. Asimismo, Podemos aboga por la eliminación del copago farmacéutico. Su propuesta en este aspecto “va principalmente encaminada a eliminar las desigualdades en el acceso a fármacos, que perjudican mayormente a la población menor de 65 años, con patologías crónicas y de clase social baja, como muestran los datos de la muestra europea de la última encuesta europea de Salud”.

Transparencia

Los incrementos de la transparencia (mediante una Ley de Transparencia en Sanidad, como llevamos en nuestro programa electoral) no suponen mejoras automáticas de la gestión, pero sí que son un imperativo moral para la gestión de fondos y recursos públicos”, indica Padilla. Esta transparencia, recalca, tiene que ir ligada de mecanismos para que los profesionales, y la población general, puedan auditar si los datos publicados son reales y los puedan transformar en información que genere acción y cambio. “En el ámbito de la gestión, posiblemente la medida con un mayor impacto de las que llevamos en nuestro programa sería la derogación de la Ley 15/97, asegurando que en adelante la gestión de los servicios de Salud fuera una gestión pública directa”, considera.

Sin cambios programáticos

Preguntado por las novedades que incluyen en su programa para el 26J con respecto al del 20D en lo que al ámbito sanitario se refiere, Padilla manifiesta que defienden “el mismo” que en las anteriores elecciones. “En este caso, la candidatura que se presenta es la de Unidos Podemos y el programa marco es un compendio de las medidas comunes que defendemos tanto desde Izquierda Unida como desde Podemos, pero cada uno mantenemos nuestras singularidades programáticas. No existen cambios en el diagnóstico y en el tratamiento de la realidad sanitaria en estos seis meses, por ello no existen cambios programáticos”, asevera.

Acuerdos

¿A qué están dispuestos a renunciar para alcanzar un Pacto por la Sanidad? ¿Cuáles son sus mínimos? ¿Tendremos Pacto por la Sanidad en la próxima legislatura? Padilla prevé que habrá acuerdos, “eso seguro”. “No sabemos si habrá un gran pacto o no, porque tras cuatro años en los que se ha recortado brutalmente la financiación del sistema, se ha destruido la universalidad de la cobertura sanitaria, se han aumentado los copagos, se ha dado la espalda a la Ley General de Salud Pública y se han sacado prestaciones del sistema público sin establecer sistemas de evaluación claros y transparentes nos cuesta pensar que vaya a haber espacio para pactar según qué cosas con según qué partidos”, reflexiona. “Lo que está claro es que, en el ámbito en el que las políticas de Salud respondan a necesidades transversales, sin ninguna duda, encontrarán nuestra mano tendida para llegar a acuerdos que beneficien a la población general, con un ojo especialmente puesto en las personas que más han sufrido las políticas de Salud en los últimos años”, advierte.

Publicidad
Publicidad
Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.