Publicidad
Publicidad

El FLA y el FFF impulsan la reducción de la deuda de las Comunidades con el sector de tecnología sanitaria

Tras la última inyección de fondos del gobierno a las CCAA a través del FLA y FFF, la deuda de 2.015 ha disminuido un 26% respecto a 2.014.

La cifra global de facturas pendientes de pago de las comunidades autónomas (CCAA) a las compañías de Tecnología Sanitaria a cierre de 2015 se sitúa en 1.085 millones de euros, siendo ésta la cifra más baja de los últimos cuatro años. El periodo medio de pago también se ha visto ...

La cifra global de facturas pendientes de pago de las comunidades autónomas (CCAA) a las compañías de Tecnología Sanitaria a cierre de 2015 se sitúa en 1.085 millones de euros, siendo ésta la cifra más baja de los últimos cuatro años. El periodo medio de pago también se ha visto reducido considerablemente, pasando de 473 a 148 días. La situación actual representa un avance muy destacable al haber disminuido la deuda un 79% desde 2011, año en el que se alcanzó la cifra de deuda de 5.230 millones de euros.

A lo largo de este tiempo la reducción de deuda ha sido progresiva.  El último año, tras la inyección de fondos del gobierno a las CCAA a través de los Fondos de Liquidez Autonómica (FLA) y Fondo de Facilidad Financiera (FFF) realizada en el mes de diciembre, la deuda de 2015 acabó reduciéndose finalmente en un 26% respecto al año anterior, pasando ésta de los 1.586 millones de euros que había en noviembre de 2105 a 1.085 millones al cierre del mismo año.

La Federación de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) valora muy positivamente los mecanismos establecidos por el Gobierno para mejorar la situación de deuda de las CCAA a lo largo de estos años y confía en que se continúe trabajando en esta línea hasta la erradicación definitiva de la morosidad.

Publicidad
Publicidad
Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.