Publicidad
Publicidad

La OMS considera urgente transformar la atención de la salud mental

El nuevo informe de la Organización Mundial de la Salu destaca por qué y dónde es más necesario el cambio y cómo se puede alcanzar la transformación con la colaboración de todas las partes interesadas.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) acaba de difundir los resultados del primer estudio de salud mental en 20 años, reconociendo la urgente necesidad de transformar la atención sanitaria ante este tipo de patologías. Los trastornos mentales son la principal causa de discapacidad, como se recuerda en el documento. Las ...

La Organización Mundial de la Salud (OMS) acaba de difundir los resultados del primer estudio de salud mental en 20 años, reconociendo la urgente necesidad de transformar la atención sanitaria ante este tipo de patologías.

Los trastornos mentales son la principal causa de discapacidad, como se recuerda en el documento. Las personas con problemas de salud mental graves mueren una media de 10 a 20 años antes que la población general, principalmente debido a enfermedades físicas prevenibles. La depresión y la ansiedad aumentaron más de un 25 % solo en el primer año de la pandemia, mientras en 2019, casi mil millones de personas, incluido el 14 % de los adolescentes del mundo, vivían con un trastorno mental. El suicidio representó más de 1 de cada 100 muertes y el 58 % de los suicidios ocurrieron antes de los 50 años.

Las desigualdades sociales y económicas, las emergencias de salud pública, la guerra, la crisis climática, el abuso sexual infantil y la victimización por intimidación figuran entre las principales amenazas estructurales globales para la salud mental. En todos los países, las personas con mayor nivel de pobreza y los más desfavorecidos de la sociedad son los que corren mayor riesgo de sufrir enfermedades psíquicas y los que también tienen menos probabilidades de recibir servicios adecuados.

Así, según datos recogidos en el informe, el 71% de las personas con psicosis en todo el mundo no reciben servicios de salud mental. Si bien se informa que el 70% de las personas con psicosis reciben tratamiento en países de altos ingresos, solo el 12% de las personas con psicosis reciben atención de salud mental en países de bajos ingresos. Para la depresión, las brechas en la cobertura de servicios son amplias en todos los países: incluso en países de ingresos altos, solo un tercio de las personas con depresión reciben atención de salud mental formal y se estima que el tratamiento mínimamente adecuado para la depresión oscila entre el 23 % en países de ingresos altos. países de ingresos bajos al 3% en los países de ingresos bajos y medianos bajos.

El nuevo informe de la OMS destaca por qué y dónde es más necesario el cambio y cómo se puede alcanzar la transformación. Hace un llamado a todas las partes interesadas a trabajar juntas para profundizar en el valor y el compromiso otorgado a la salud mental, remodelar los entornos que influyen en la salud mental y fortalecer los sistemas que cuidan la salud mental de las personas.

Recomendaciones para la acción

El informe insta a todos los países a acelerar la implementación del Plan de acción integral de salud mental 2013-2030 y difunde varias recomendaciones para la acción: profundizar en el valor y compromiso que se le da a la salud mental; reformar los entornos que influyen en el bienestar psíquico, incluidos los hogares, las comunidades, las escuelas, los lugares de trabajo, los servicios de atención médica y los entornos naturales; fortalecer la atención de la salud mental al cambiar dónde, cómo y quién brinda y recibe la asistencia; y extener la atención basada en la evidencia para que la ofrezcan también los trabajadores de la salud en general y otros proveedores comunitarios. También incluye el uso de tecnologías digitales.

"Una buena salud mental se traduce en una buena salud física y este nuevo informe presenta un caso convincente para el cambio. Los vínculos inextricables entre la salud mental y la salud pública, los derechos humanos y el desarrollo socioeconómico significan que la transformación de las políticas y prácticas en salud mental puede generar beneficios reales y sustantivos para las personas, las comunidades y los países de todo el mundo. La inversión en salud mental es una inversión en una vida y un futuro mejores para todos", expuso, al respecto, el director general de la OMS, Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Publicidad
Publicidad
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Cookie Consent

This website uses cookies or similar technologies, to enhance your browsing experience and provide personalized recommendations. By continuing to use our website, you agree to our Privacy Policy

Nuestros Podcasts