Publicidad
Publicidad

Los signos de la degeneración macular asociada a la edad pueden aparecer antes de lo previsto

Los tratamientos para la DMAE se inician, por lo general, cuando los pacientes ya presentan problemas graves de visión, por ello, expertos consideran importante ampliar conocimientos sobre las causas de esta patología ocular.

Un equipo de investigación dirigido por la Universidad de Southampton (Reino Unido), con colaboradores del King´s College de Londres y el Moorfields Eye Hospital, han demostrado en un reciente estudio que los signos de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) pueden aparecer antes, incluso, de que los pacientes ...

Un equipo de investigación dirigido por la Universidad de Southampton (Reino Unido), con colaboradores del King´s College de Londres y el Moorfields Eye Hospital, han demostrado en un reciente estudio que los signos de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) pueden aparecer antes, incluso, de que los pacientes empiecen a perder la vista.

Los resultados, publicados en la revista ´Scientific Reports´, mostraron que los participantes en el estudio con sus ojos sanos y sin antecedentes de DMAE tenían retinas más delgadas siendo portadores de los genes que los ponían en riesgo. Hasta ahora, se conocen 34 factores de riesgo genético de la degeneración macular asociada a la edad.

Para esta investigación se analizaron los registros de más de 30.000 pacientes con datos almacenados en el Biobanco del Reino Unido. y los científicos pudieron comparar las mediciones de la retina de los que tenían los factores de riesgo con los que no los tenían.

"Por el momento, la mayoría de los tratamientos para la DMAE se inician cuando los pacientes ya tienen problemas graves de visión, por lo que es realmente importante que sepamos más sobre las causas. Estos resultados nos ayudan a comprender las primeras fases de la enfermedad, antes de que se manifieste clínicamente. Si podemos intervenir en una fase temprana, es más probable que podamos preservar la vista", señaló, al respecto, Andrew Lotery, catedrático de Oftalmología de la Universidad de Southampton, que dirigió el estudio, junto con el profesor Pirro Hysi, del King´s College de Londres, y el Sr. Praveen Patel, del Moorfields Eye Hospital.

Un examen más detallado de las exploraciones de las retinas mostró que los fotorreceptores, que perciben la luz en los ojos, también eran más delgados en los pacientes con los factores de riesgo genéticos. El equipo de investigación afirma que esto les permite comprender mejor las primeras etapas y les ayudará a identificar qué células deben ser objeto de investigación en el futuro.

Aunque todavía serán necesarios más ensayos para identificar el tratamiento, poder detectar precozmente los signos de la DMAE permitiría a las personas hacer cambios en su estilo de vida que pueden hacer que corran un mayor riesgo de perder la visión .

"Cambiar a una dieta de estilo mediterráneo, hacer más ejercicio y dejar de fumar puede ayudar a prevenir la progresión de degeneración macular", añadió el profesor Lotery. "Estos hallazgos también pueden ayudarnos a perfeccionar a los participantes en futuros ensayos clínicos, de modo que podamos incluir a los pacientes de mayor riesgo", concluyó.

Publicidad
Publicidad
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.
Nuestros Podcasts