Europa apuesta por la vacunación en las farmacias mientras España se resiste


19-10-2020
Francia e Italia han sido los dos últimos países europeos en sumar a las oficinas de farmacia en las estrategias de lucha contra la pandemia
 

A medida que los rebrotes de covid-19 siguen avanzando, los profesionales farmacéuticos españoles demandan con más ahínco la potestad para asumir la realización de test de cribado contra la pandemia, así como la vacunación contra la gripe para evitar el colapso de centros de salud y hospitales.

De momento, sin éxito, porque el Gobierno no parece estar por la labor de aceptar estas propuestas.

Mirando hacia otros países del entorno el escenario es bien distinto. Mientras que el Ministerio de Sanidad alega que los más de 22.000 establecimientos españoles no pueden garantizar la calidad de los test rápidos, muchos países de Europa ya han sumado a los farmacias en una lucha más directa contra la pandemia incluyéndolas en las estrategias de estas tareas asistenciales.

Francia

Nuestro país vecino ha sido el último europeo en permitir a las farmacias realizar test rápidos de covid-19, tal y como ha informado recientemente el presidente francés, Emmanuel Macron. Del mismo modo, los farmacéuticos galos ya podían vacunar contra la gripe en sus establecimientos desde 2017-18.

Italia

La región italiana del Lazio (incluida la capital, Roma) ha puesto en marcha una prueba para dispensar y administrar 100.000 dosis de la vacuna antigripal en 400 farmacias. Así que, previsiblemente, si sale bien el experimento, pronto se extenderá la medida al resto del país.

Alemania

A finales de septiembre, en el marco de la nueva Ley de Protección contra el Sarampión, el Gobierno alemán incluyó nuevas normas sanitarias. Entre ellas, pilotar la vacunación frente a la gripe a partir de esta campaña 2020/2021. No obstante, los profesionales germanos se resisten a realizar pruebas rápidas de detección del covid. ABDA, el órgano profesional federal que representa a las farmacias alemanas, lo desaconseja por cuestiones legales, ya que se trata de un delito administrativo que puede ser castigado con una multa de hasta 30.000 euros.

Portugal

En el país luso, a diferencia de otros países, los pacientes deben presentar receta para vacunarse de la gripe en los establecimientos farmacéuticos. Sin embargo, el año pasado ya puso en marcha una prueba piloto para cambiar este requisito y equiparar el servicio a los centros de atención primaria.

Países Nórdicos

En Dinamarca, Finlandia, Noruega y Suecia el coronavirus ha tenido una escasa incidencia. Su modelo social, político y económico es abismalmente distinto al de España y los países del sur de Europa, sin embargo se puede seguir su ejemplo en cuanto a la vacunación en las farmacias. Además, en los tres últimos los establecimientos colaboran prestando la logística (locales y materiales) para que enfermeras y otros profesionales sanitarios lleven a cabo la vacunación.

Reino Unido

Varios estudios de científicos británicos han probado que la vacunación en las oficinas de farmacia ha aumentado la cobertura vacunal frente a la gripe, consiguiendo que más de la mitad de las vacunas antigripales se administren en las farmacias.