La malabsorción y la intolerancia a la lactosa no obligan a eliminar los lácteos de la dieta


29-03-2018
La Sociedad Española de Patología Digestiva (SEPD) advierte que el autodiagnóstico es un error y recomienda el consumo de una cantidad prudente de lácteos por su alto valor alimenticio.
 
La malabsorción y la intolerancia a la lactosa son dos trastornos diferentes que debe diagnosticar un médico. La malabsorción implica que el intestino no procesa ni asimila bien la lactosa, mientras que la intolerancia se caracteriza por la aparición de molestias o síntomas digestivos originados por esta malabsorción de la ...